Conferencia ICF Granada. Viernes, 17 de octubre de 2014

El ser del cual el psicoanálisis se ocupa está gravemente afectado por la incidencia decisiva de tres cuestiones: el lenguaje, la muerte, y el sexo. La sumatoria de estos tres factores, hemos de reconocerlo, no prometen una felicidad garantizada, más bien nos conducen a comprender que si tenemos que pensar en la cura o el cuidado del ser, no debemos pensar en una afección contingente, es decir, que no partimos de una idea de salud que sufre eventualmente un accidente, sino que el trastorno es consustancial a la condición humana, es el trasfondo de la existencia, y el ser del que nos ocupamos sufre por el hecho de tener que confrontarse a una vida inconsistente, una vida en la cual las palabras confunden más de lo que aclaran, la muerte es incomprensible, y el sexo resulta de una u otra manera algo más bien perturbador y desproporcionado por exceso o por defecto, en el sentido de que no se adapta al ideal de la justa medida.

For privacy reasons YouTube needs your permission to be loaded. For more details, please see our Aviso legal y política de privacidad.
I Accept